Navidad de la Misericordia

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

NACER NO PODÍA…

Porque mis padres cobijo no tenían.

 

Consternados, al aborto recurrían.

En la puerta de la clínica,

un ángel de Provida les hizo ver

que nacer,

yo podía.

 

Durante los primeros meses,

unos cristianos, por amor a los hermanos,

con el párroco de San Juan de Dios como guía,

hogar dieron a mis padres y hermano,

junto con el pan de cada día.

 

El 28 de febrero de 2013,

Hermandades del Trabajo,

en su Residencia “Virgen del Mar”,

a Ionut padre, Emilia y Ionut hijo,

hogar permanente otorgaron.

 

La madre, Elisabeta Emilia,

a los cuatro vientos proclamaba

que jamás con tanto amor

habían sido tratados

ni semejantes instalaciones disfrutado.

 

Por ello,

a Dios bendecía

y a las personas que habitación les daban

para que su hija nacer pudiera

y casa donde se alojara.

 

Cuando al pastor diocesano la noticia llegó,

la alegría en tristeza se convirtió,

por exigir el permiso que el Papa Francisco eludía,

buscando dónde esconderse cuando se lo pedían,

porque él perdón prefería.

 

El 10 de mayo de 2013,

en el Materno Infantil de Badajoz nacía

aquella niña que del aborto se libró,

llenando de paz y alegría

a cuantos le dieron la vida.

 

Por amor a la niña y circunstancias familiares

alguien a sus padres la adopción solicitó.

Pero de los humanos los planes

no siempre son los de Dios

y Cecilia con sus padres se quedó.

 

Con los mejores deseos,

un matrimonio amigo furgón les compró

para ir a Rumanía y su vida rehacer

en la tierra que les vio nacer.

 

Con el dinero que para el viaje recibieron,

en febrero de 2014,

de la Residencia partieron,

pero a su tierra no llegaron

y en pueblos de Huelva aparecieron.

 

Arte y gracia por todas partes derrocha

la niña Cecilia, con aires marismeños,

regalo del Pastorcito Divino

a los que a su Madre rezan, cantan y bailan

con amor y devoción extremeños.

 

Porque los designios del Señor son inescrutables,

jamás su actual situación sería imaginable.

Por ello, gracias a Dios le damos

y su bienestar con ellos celebramos.

 

¿Cómo explicar que, tras años de prisión el padre

en cárceles de Huelva y Rumanía,

hoy tengan mansión y coche nuevos

y para vivir 20 años dinero,

sin trabajar el pan de cada día?

 

Son los misterios de Dios,

Son los misterios del cielo.

El Rocío es un misterio,

Donde sobran las palabras,

Sólo son los sentimientos.

 

Del cielo cayó a esta familia rumana

El Rocío de la Blanca Paloma

para que nacer pudiera Cecilia,

cual Pastorcito Divino en Belén,

lejos de su patria también.

 

Estas cosas no son para sabios y entendidos,

Las entienden sólo los humildes y sencillos

A los que Dios las revela,

a la luz del Evangelio,

que predica el Papa Francisco.

 

NAVIDAD de la MISERICORDIA para dar el corazón con obras al que está en la miseria.

Badajoz, Navidad de 2015.

Juan Antonio Jiménez Lobato.

Madre, hija y madrina con niña en Materno Infantil.

Familia rumana con director en residencia “VIRGEN DEL MAR” de Hermandades del Trabajo

Elisabeta Emilia Bancu en Bucarest (Rumanía)

Mansión de Ionut Borcan

 

Localización

Calle Santo Domingo 12.

06001 Badajoz

htbadajoz@gmail.com

924 22 21 18

ht.png